previous arrow
next arrow
Slider

Categoria:

David Pérez: ''La escuela y las empresas tecnológicas deben ser capaces de escolarizar la tecnología de una vez por todas''

Autor: elEconomista.es

Madrid
26/11/2020 – 12:49

El cambio del modelo educativo de los últimos años para adaptarse a los nuevos tiempos se ha acentuado con la llegada de la pandemia. Para intentar entender mejor las características de las tecnologías en la educación, Telefónica Empresas realizó el pasado martes 17 de noviembre un evento online con la colaboración de expertos en educación y en el mundo de la formación dentro de las empresas. David Pérez Villena, experto en Innovación Educativa, detalla cómo se está llevando a cabo esta adaptación.

¿Cuáles han sido los pasos principales que ha dado la innovación educativa desde la llegada de la pandemia?

La pandemia ha generado una situación de crisis y en lo que respecta a la educación ha disparado una educación “de emergencia”. Es decir, yo no hablaría de Innovación Educativa ya que ésta parte de una planificación sistémica y no era el caso.

Se articularon soluciones de emergencia como las famosas clases on-line. Por tanto, se recurrió a la tecnología, con un despliegue dispar y con una cualificación técnica heterogénea entre profesores, alumnos y familias. Esta situación sí ha hecho que nos planteemos dudas o posibles mejoras respecto al modelo tradicional, o actual, y empecemos a pensar sí de verdad estamos preparados para hacer las cosas de otra manera, no con la mirada puesta en otra pandemia, sino en el futuro de nuestros alumnos.

¿Cree que los centros educativos estaban preparados para un cambio tan radical que se realizó en pocos días?

Aquí hay una gran gama de grises. Desde hace algunos años muchos centros comenzaron la aventura educativa de introducir metodologías y recursos apoyados en tecnología en sus aulas.

Los modelos eran distintos desde el 1:1 (un niño un dispositivo) al BYOD (Bring your own device) pasando por los clásicos carritos de tabletas u ordenadores compartidos en el centro. Quizá fueran los que estructuralmente mejor preparados estaban. Pero me temo que la gran mayoría no estaban en esta situación y esto si que ha supuesto un reto. Los docentes no tenían recursos tecnológicos como emisores, pero aún peor era la situación de los alumnos y sus familias donde no se suele tener un dispositivo para cada niño y adulto de la casa, es más algunos no disponían ni de WiFi.

Pero no todo es tener tecnología, lo fundamental es saber usarla para que el proceso de enseñanza- aprendizaje siga sus derroteros habituales y en este punto debemos ser sinceros, nadie estaba preparado pues nuestro sistema se basa en la presencialidad y no en el modo on-line.

Lea Tambien:  Los cerdos pueden jugar y disfrutar los videojuegos, revela estudio

¿Hasta qué punto la educación de antes de la Covid-19 utilizaba metodologías innovadoras o digitales?

Como ya he comentado, antes de la pandemia había centros que ya habían tomado decisiones estratégicas a este respecto con la mirada puesta en el futuro. Pero si hablamos del sistema educativo español el uso de estas metodologías y de herramientas digitales no es generalizado.

Tengo que subrayar la existencia de comunidades de docentes de todo formato educativo, publico, concertado, privado, universitario a nivel nacional e internacional que si lo estaban haciendo y compartían sus experiencias vía redes sociales. Hay un buen caldo de cultivo aunque vistos individualmente se pueden considerar francotiradores en sus respectivos centros que buscan a sus iguales para compartir y seguir aprendiendo.

¿Cree que los profesores reciben una adecuada formación en innovación educativa?

La innovación educativa no se aprende. Empieza a ser uno de los términos más recurrentes en los últimos dos años, en la política educativa, en la prensa y en las escuelas y colegios. Podríamos decir que está de moda o que es un trending topic mundial. Si no hablas de innovación no estás IN. Pero no se aprende a ser innovador, es una actitud que hay que tener a nivel profesional, diría que en cualquier profesión.

La verdadera innovación con respecto a profesores de cualquier nivel o etapa es el concepto de “formación permanente”. Deben formarse de manera continua, no solo en aquellos elementos propios de su especialidad, sino también en todo el conjunto de técnicas y conocimientos que hagan que su práctica docente sea cada día un poco mejor. Esto debe conllevar asociado que las instituciones y gobiernos les faciliten el acceso a esa formación.

¿Cuál es el papel de la tecnología en la educación hoy en día?

En estos tiempos que corren, asumir que la tecnología llama a la puerta de la educación es necesario, y plantearse cómo la queremos recibir también. Sin duda es uno de los retos más apasionantes que se abre ante nosotros, en un mundo donde la digitalización, la información y el dato en formato binario son los reyes y serán el futuro. La escuela y las empresas tecnológicas deben ser capaces de escolarizar la tecnología de una vez por todas, sin caer los primeros en el error de tecnificar sus recintos y los segundos en sentirse docentes. Trabajar en equipo dará máximas posibilidades de triunfar.

Hoy en día creo que su mayor funcionalidad es el de soporte de contenidos, así empezó a entrar en el sistema y por eso tiene mayor relevancia. Aunque es creciente el uso de software educativo diseñado para apoyar el proceso de enseñanza y aprendizaje y es donde la tecnología más nos está ayudando.

Lea Tambien:  Los mejores servicios de almacenamiento en la nube de 2021: los mejores proveedores para almacenar tus datos online

Saber en tiempo real cuantos alumnos saben la respuesta a una pregunta y poder tomar la decisión de volver a explicarla o poder pasar al siguiente punto sería solo un pequeño ejemplo, pasando por el videotutorial, las presentaciones interactivas y un largo etcétera de recursos. Recursos para el profesor y para el alumno no olvidemos.

¿Cómo se debería involucrar de forma correcta la innovación en el sistema educativo español?

En educación la mayor innovación empieza por analizar si las cosas se pueden hacer de formas diferentes para obtener mejores resultados, si lo que hacemos responde a las necesidades de nuestros alumnos para su vida futura o debemos ofrecer otro tipo de acciones, y que aspectos debemos conservar por su valor demostrado y cuales cambiar y mejorar.

La innovación educativa no se basa en acciones se fundamenta en una actitud de mejora permanente del sistema educativo en todos sus niveles. Por favor que nadie se olvide de la Universidad.

La legislación española en materia educativa sigue viviendo un proceso de continuo cambio al albor de los vientos ideológicos de turno, sembrando un estado global de incertidumbre que hace que el sistema se proteja en los conceptos educativos más tradicionalistas.

Si la innovación educativa fuese una realidad debería ser sistémica si no jamás será. Decisiones firmes y consensuadas al respecto propiciarían cambios de gran calado.

La brecha digital es un problema que se acentuó con la pandemia, ¿de qué forma puede desaparecer?

A mi modo de entender hay varias lecturas de la brecha digital.

Una es el acceso a la tecnología digital, la colaboración entre Estado y la iniciativa privada parece la única vía para solventar el problema del acceso a la red con alta calidad y con dispositivos adecuados.

La otra lectura es la brecha existente en cuanto a competencia digital de los protagonistas del proceso educativo, profesores, alumnos y familias. Vivimos en una sociedad tecnificada pero con bajas competencias digitales que abarcarían temas varios como la ciberseguridad, la creación de contenidos, uso de redes o el juicio crítico ante la información.

¿Cómo se puede educar en la innovación, digitalización y tecnología a los estudiantes?

Dentro de los centros educativos el alumno debe trabajar con la tecnología como una herramienta tan útil como puede ser un boli o un cuaderno. Debe integrarla de forma natural en su trabajo, igual que hace fuera en su tiempo de ocio.

Lea Tambien:  Streaming móvil, la apuesta de las plataformas para llegar a las audiencias

Les brinda la oportunidad de aprender de otra forma, les hace protagonistas de su aprendizaje, intercambiando información, trabajando colaborativamente, haciendo videoconferencias con alumnos de otros colegios e incluso de otros países, creando sus propios contenidos dando rienda suelta a su imaginación. Os sorprendería ver lo que son capaces de hacer con un editor de video para explicar lo que es una célula o contar un cuento o diseñar un cortometraje. Y todavía nos sorprende que les guste TikTok.

Pueden incluso participar de su evaluación con la autoevaluación o coevaluación, pueden contrastar su propio aprendizaje contra test online, pueden volver a ver las explicaciones las veces que necesiten rebobinando un video en cualquier momento y lugar. En definitiva, la tecnología debe ser transparente para ellos, ellos aprenden con ella no de ella.

Pero la introducción de tecnología o digitalización no es la única innovación ya que no es adecuada ni para todas las edades ni para todos los procesos. Para esas situaciones hay otras innovaciones basadas en el aprendizaje por descubrimiento, en el aprendizaje entre iguales, incluso el rediseño de los espacios educativos es otro factor que debe ser aprovechado para potenciar el gusto por aprender.

¿Cree que la educación híbrida o telemática ha llegado para quedarse? ¿Cuáles son las ventajas y desventajas en comparación con la presencial?

Creo que en los niveles universitarios si puede tener futuro a corto plazo. No todas las carreras pueden adaptar sus enseñanzas a esta modalidad, imagínese unas Bellas Artes sin talleres presenciales o una Medicina sin tiempos de laboratorio y quirófano, pero si que pueden, para algunos aspectos más teóricos, ofrecer este formato.

Lo no presencial fundamenta su éxito en el interés intrínseco que tiene el alumno por aprender y compaginarlo con su situación personal o laboral. Durante la pandemia han florecido los cursos online MOOC ( Massive Online Open Courses) pero donde uno toma la iniciativa de aprender.

Lo presencial aporta unas rutinas de trabajo y estudio que también son necesarias aprender en edades muy distintas, los más jóvenes tienen que aprender a aprender, pero el interés es fundamental extrínseco, es decir de sus padres y para eso la educación presencial es insustituible.

Además, educar no es solo una transmisión aséptica de contenidos, sino que aspira a la formación integra de la persona para lo cual la sociabilización y el contacto humano, vivir experiencias, amistades y actividades es fundamental para no deshumanizar el proceso.

comentariosforum0WhatsAppFacebookTwitterLinkedin

Impactos: 6

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Relacionadas
¿Cuantos en Linea?

Visitantes en linea – 1902:
Usuarios – 5
Invitados – 1408
Robots – 489

Te puede interesar también

¿Quieres hablar con nosotros en cabina?

Nuestros Horarios en el Estudio:

9am a 11am | 12m a 1pm | 4 a 5 pm | 5 a 6pm

horario del pacifico