Alquimia Med Spa
Dr. Alberto Chaparro
City Toyota
Elías Travel
Sonrisas Bright Dental
Araujo’s Restaurant
Abogado Alexander Cross
Abogado James Millar
Gonzales Dental Care
Los Yaquis Restaurant
Dr. Francisco García
Jorge Brignole
Imperial Travel
Ayuda Financial
Desarrollo Virtual
FINHABITS
Dr. Francisco Barba
La Gallinita Meat Market
David Huete
World Wide Credit Experts
Abogado Wilson Purves
Pathway Insurance Agency
Latch Quiroprácticos
Daly City Dental Center
Kisla Gonzales
previous arrow
next arrow

Categoria: ,

“El cannabis beneficiará a los pacientes, pero su magnitud se desconoce”

Autor: Redaccion Medica

Los especialistas del Clínic Yolanda Blanco y Albert Tuca.

España ha dado un paso de gigante en relación con la regulación del cannabis medicinal y su dispensación en las farmacias comunitarias, abriendo la puerta a nuevos tratamientos para combatir distintas enfermedades oncológicas y neurológicas. Generar un impacto en la calidad de vida del paciente, mitigar el dolor y conocer la magnitud del cannabis son los principales caminos defendidos en este nuevo escenario por Albert Tuca, oncólogo de la Unidad de Soporte y Curas Paliativas del Servicio de Oncología del Hospital Clínic de Barcelona, y Yolanda Blanco, consultora de la Unidad de Neuroinmunología del mismo centro hospitalario.

El principal reto al que se exponen los especialistas con la introducción del cannabis medicinal es conocer la evidencia real de los beneficios que pueda generar al paciente, aún desconocida. “Cualquier fármaco que pueda mejorar no sólo el dolor, sino otros síntomas, y que pueda contribuir a una mejor calidad de vida de los pacientes siempre es importante. La evidencia que tenemos hoy por hoy en ensayos clínicos no es suficientemente robusta para conocer el alcance del cannabis, qué dosis son las adecuadas y qué resultados puede tener combinándolo con otros fármacos. No conocemos el beneficio real de la vía cannabinoide, y aunque mejora la sintomatología de los pacientes, falta mucho conocimiento aún”, explica Tuca en Redacción Médica.


Tuca: “La evidencia no es suficientemente robusta para conocer el alcance del cannabis”


Blanco se pronuncia en una línea muy similar a Tuca con relación a los beneficios que puede llegar a generar el cannabis, concretamente para tratar la esclerosis múltiple. “Para poder aplicar estos productos el paciente tiene que superar unas escalas de espasticidad. Sorprendentemente hemos visto que cuando les preguntamos, afirman que descansan más debido a que tienen menos espasmos y dolor por las noches. Este cambio provoca que durante el día se sientan con más energía. Pienso que, si el paciente tiene dolor y que con el cannabis ampliamos el abanico para tratarlo, bienvenido sea”.

Dentro de la Unidad de Neuroinmunología ya se está usando un producto de cannabis comercializado, conocido como Sativex, y Blanco ve como una oportunidad la regulación del cannabis medicinal para ampliar su uso: “Con esta nueva ley, podremos ampliar las indicaciones del producto o generarlas en el Clínic. Si tenemos ahora la posibilidad de ofrecer estos productos medicinales para mitigar el dolor o la espasticidad a otras patologías, bienvenido sea, y más en un marco como es el dolor crónico, que afecta a la calidad de vida de los pacientes”.

El cannabis y el dolor: Dosis y toxicidad

Uno de los principales usos que se quiere dar en la administración de productos ligados al cannabis es la mitigación del dolor que sufre el paciente a diario: “Tendremos que aprender mucho para poder establecer protocolos de estudio y ubicar los efectos del cannabis en el dolor. Su efecto en relación con los opioides no es superior, pero no conocemos si puede evitar el aumento de dosis de estos o su alcance en forma de fármaco adyuvante. Debemos normalizar y entender el cannabis como una droga de uso terapéutico y conocer mejor todos estos aspectos”, sentencia el oncólogo.

La pregunta que lanza al aire Tuca ahora que se puede disponer de cannabis medicinal es cómo se puede llegar a usar: “Es vital conocer sus efectos positivos y negativos y para ello se deben hacer controles periódicos y ver si existe mejora de los síntomas. Pese a que mejora la intensidad de dolor en la mayoría de los casos, no lo hace en casos extremos. El cannabis mejora el sueño, la tristeza, la sensación depresiva y reduce la ansiedad, pero como todo fármaco, tiene efectos secundarios que limitan su uso.  Debemos conocer el margen de dosis y establecer un balance, ya que podría ser inefectivo o generar toxicidad”.


Blanco: “Es evidente que el cannabis no solucionará el problema de la especificidad y del dolor, pero su aplicación sí puede ayudar”


El escepticismo que puede o no generar el uso del cannabis medicinal se resume, según los especialistas, en comprobar su eficacia a través de los ensayos clínicos. “En mi especialidad tenemos experiencia con su uso y hemos visto el impacto que genera. No tenemos falsas expectativas si conocemos que puede dar de sí su uso, si hay una evidencia detrás y si es usado como un complemento para ayudar al paciente. Es evidente que el cannabis no solucionará el problema de la especificidad y del dolor, pero su aplicación sí puede ayudar”, concreta la consultora de Neuroinmunología.

En opinión de Tuca, “el problema no es tener un nuevo fármaco ligado al cannabis, sino saber cómo usarlo. La evidencia actual es poco robusta y debido a ello debemos trabajar intensamente. Mi impresión es que el cannabis es seguro y podrá aportar beneficios a los pacientes, pero su magnitud se desconoce por ahora”.

Apuesta firme por las farmacias comunitarias

La distribución de preparados estandarizados de cannabis es otro de los aspectos que la subcomisión de cannabis medicinal del Congreso de los Diputados estudió, dando preferencia a las farmacias hospitalarias y explorando la alternativa de las farmacias comunitarias. La visión de los especialistas es apostar para que cualquier farmacia lo pueda dispensar sin problema. “Las farmacias comunitarias también deben poder distribuir estos productos, siempre que este esté controlado. Hemos de conocer la proporción de todos los productos cannabinoides y sus efectos secundarios. Si se conoce las dosis que se aplican a cada producto, pienso que tanto las farmacias hospitalarias como comunitarias deberían distribuirlo”.

Blanco apuesta por la realización de cursos sobre el manejo de estos productos y como asesorar al paciente más allá de lo que afirman los especialistas para que las farmacias indiquen cómo aplicarlo: “No se pueden incluir las farmacias comunitarias si el farmacéutico no puede dar respuesta a las preguntas del paciente. Un problema que se debe evitar es dispensar el producto y no dar indicaciones. Si esta parte está cubierta, se deberían incluir las farmacias comunitarias”.

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Te puede interesar también

¿Quieres hablar con nosotros en cabina?

Nuestros Horarios en el Estudio:

9am a 11am | 12m a 1pm | 4 a 5 pm | 5 a 6pm

horario del pacifico