Ayuda Financial
La Gallinita Meat Market
Araujo’s Restaurant
Sonrisas Bright Dental
Dr. Alberto Chaparro
Elías Travel
Los Yaquis Restaurant
Latch Quiroprácticos
Abogado Wilson Purves
Gonzales Dental Care
Pathway Insurance Agency
Alquimia Med Spa
Daly City Dental Center
Dr. Francisco Barba
World Wide Credit Experts
Kisla Gonzales
Jorge Brignole
Abogado James Millar
City Toyota
Dr. Francisco García
Abogado Alexander Cross
Desarrollo Virtual
Imperial Travel
David Huete
previous arrow
next arrow

Categoria:

El despropósito final del Barcelona en la Liga deja tocado a Ronald Koeman

Autor: ELMUNDO

LaLiga Santander 2020 – 2021

Levante 3 Barcelona 3

  • FRANCISCO CABEZAS

Actualizado

La gestión del equipo por parte del técnico holandés cuestiona su papel en el club

Koeman, en el empate frente al Levante.
Koeman, en el empate frente al Levante.P. MORANOREUTERS

El fútbol no entiende de héroes ni de iconos. Es un deporte tan apegado a la industria del éxito que las decepciones no solo no pueden ser asumidas, sino que son inaceptables.

Ronald Koeman podía intuirlo el mismo momento en que el ex presidente Bartomeu le rogó que liderara la que debía ser una temporada de transición. El técnico, con su personalidad desbordante, hizo lo que pudo. Quizá incluso más. Por supuesto, también el trabajo sucio que no se atrevieron a hacer sus capataces. Mostró la puerta de salida a Luis Suárez mediante un telefonazo y Messi, que estaba harto de todo, en vez de hacerle vudú, acabó sonriendo y entregándose a su causa. Calló el entrenador cuando le negaron los fichajes con los que pretendía crecer a partir de su propia mirada (Eric García, Wijnaldum, Depay), asumió la lesión y la grotesca recuperación de quien debía ser uno de sus referentes (Ansu Fati), y demostró una valentía inusual con los jóvenes (Pedri, Mingueza, Araujo o Ilaix). Incluso mejoró durante algunos tramos de la temporada a Dembélé y Griezmann, ambos carne de traspaso. Pero nada de eso es suficiente cuando no se intuye una idea de juego que muestre grandeza. No simple supervivencia.

La noche en la que el Barcelona conquistó su última Copa en Sevilla, Laporta acudió a besar a Koeman. Pero de sus labios, más allá de la caricia cárnica, no salió una palabra que confirmara al técnico para la próxima temporada. El holandés acostumbra a recordar en sus comparecencias públicas que su contrato concluye dentro de un año. Y que él ya trabaja con la secretaría técnica con la perspectiva de continuar siendo el entrenador. Sin embargo, en la nueva directiva de Laporta nunca se ha visto a Koeman como un entrenador de largo recorrido en el equipo. De ahí la incertidumbre que tiene al técnico en un sinvivir desde hace semanas.

Lea Tambien:  Luis Enrique: "Si un entrenador no es líder, mala señal"

Derrumbe colectivo

La presión en el club aumentará tras lo acontecido en la segunda parte del Ciutat de València, donde el Barcelona no hizo más que recordar a su hinchada por qué el título de Liga no está a su alcance. Koeman, entregado a ese 3-5-2 que, a la hora de la verdad, de poco le ha servido, participó activamente en el derrumbe colectivo de su equipo. Lesionado otra vez Araujo en su tobillo izquierdo, quien asomó como tercer central fue Sergi Roberto. Su partido fue un despropósito hasta que tuvo que pedir el cambio otra vez por problemas físicos.

El Levante empató el 0-2 de la primera parte en un santiamén. Y cuando el equipo parecía que podría volver a una cierta normalidad competitiva después de que Dembélé marcara el 2-3, Koeman optó por sacar al extremo del equipo. Precisamente estaba siendo Dembélé el único jugador que insistía en rebelarse ante la sonrojante apatía de sus compañeros. Su sustituto en el carril, Sergiño Dest, convirtió a Toño en Garrincha. Ahí nació el 3-3 con el que el Barcelona recibió quién sabe si su última palada en la Liga. Piqué, renovado por cierto hasta 2024, no fue oposición alguna para Sergio León en el primer palo.

“Al final todo ha sido como durante buena parte de la temporada”. Sergio Busquets, de los futbolistas que han mantenido el tipo en esta desconcertante campaña, no pudo ser más claro en el análisis. No se trata sólo de errores concretos en momentos puntuales. Es una dinámica a la que nadie consigue hacer frente en un Barcelona que pudo haber salido líder contra el Granada, contra el Atlético y, aunque fuera sólo por un día, contra el Levante. Falló las tres veces. En ninguno de esos tres encuentros el Barcelona murió en el área rival en busca del perdón.

Lea Tambien:  Los Suns machacan a los Nuggets en una lección magistral de Chris Paul

A Koeman le costó encontrar explicación a lo ocurrido. “Yo también me he preguntado a mí mismo qué hemos hecho. Como entrenador soy el máximo responsable. Pedí a los jugadores que jugaran con la máxima intensidad tras el descanso. Se ha visto que no lo he conseguido. Me voy tocado”.

A Joan Laporta le corresponde ahora decidir si la hoja de méritos de Koeman compensa la tristeza que arrastra el proyecto. O si llevará al héroe de Wembley a la cruz.

Conforme a los criterios de

The Trust Project

Saber más

Impactos: 0

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Relacionadas
¿Cuantos en Linea?

Visitantes en linea – 10793:
Usuarios – 2
Invitados – 6095
Robots – 4696

Te puede interesar también

¿Quieres hablar con nosotros en cabina?

Nuestros Horarios en el Estudio:

9am a 11am | 12m a 1pm | 4 a 5 pm | 5 a 6pm

horario del pacifico