David Huete
Imperial Travel
Pathway Insurance Agency
City Toyota
Elías Travel
Araujo’s Restaurant
La Gallinita Meat Market
Dr. Francisco García
Gonzales Dental Care
Abogado James Millar
Dr. Francisco Barba
Ayuda Financial
Sonrisas Bright Dental
Abogado Wilson Purves
FINHABITS
Latch Quiroprácticos
Jorge Brignole
Abogado Alexander Cross
World Wide Credit Experts
Los Yaquis Restaurant
Kisla Gonzales
Desarrollo Virtual
Alquimia Med Spa
Dr. Alberto Chaparro
Daly City Dental Center
previous arrow
next arrow

Categoria:

Gurú de las Diagonales: El mal de las expectativas irreales en Dallas

Autor: Sebastian Martinez Christensen

9:50 AM ET

  • Sebastián Martínez ChristensenEscritor ESPN Digital

    Close

      • Trabajó para el diario La Nación y la Productora Tennis Properties Limited. • Cubre la NFL, NBA, College Football para ESPN Deportes. • Actualmente es columnista de ESPN Digital y participa en Jorge Ramos y Su Banda.

MIAMI — Toda eliminación siempre viene de la mano con un sentimiento de decepción.

Sin embargo, con el paso del tiempo, a veces podemos sacar conclusiones menos emocionales acerca de una actuación, dado que una derrota no siempre debiese equivaler a no estar a la altura de lsa circunstancias.

En el caso particular de los Dallas Cowboys este año, definitivamente fueron competitivos. De hecho, me animaría a decir que fueron más competitivos de lo que yo pensé que serían.

Entonces, ¿por qué hay tanta ira, y pareciera que se está cayendo el mundo en Dallas?

Es simple. Los Cowboys suelen sufrir el mal de las expectativas irreales.

Entiendo que es la franquicia más mediática de la NFL, pero los números son fríos y no dan lugar al debate en este caso.

Los Cowboys llevan 27 temporadas consecutivas sin llegar a un Campeonato de la NFC; han sido 12 participaciones en playoffs durante ese fragmento de tiempo.

Todas las franquicias deben aspirar a la gloria máxima, pero la realidad es que Dallas no ha sido una franquicia ganadora en las últimas dos décadas.

De hecho, uno podría alegar que esta fue una temporada exitosa para los Cowboys, dado que ganaron un partido de playoffs, algo que sólo ha sucedido cinco veces en los últimos 27 años.

En líneas generales, cuando un equipo supera otra barrera de playoffs (pasaron de la Ronda de Comodín a la Ronda Divisional), y sobre todo cuando deja una buena imagen ante un equipo que ha llegado a tres de los últimos cuatro Campeonatos de la NFC, las sensaciones suelen ser buenas aún en la derrota.

Pero los Cowboys son un animal diferente, y a veces son presos de sus propios males.

Si hablamos del partido ante los San Francisco 49ers en particular, Dallas cometió varios errores mentales, su staff de entrenadores por momentos no fue agresivo y hasta diría que desperdiciaron algunas oportunidades.

Sin embargo, sería sencillo apuntar los cañones hacia el mariscal Dak Prescott, quien lanzó dos intercepciones, que tendrían que haber sido tres si Dre Greenlaw no deja caer otra.

“Tengo que ser mejor”, enfatizó Prescott después del partido. “Es así de simple”.

Prescott terminó liderando a la NFL, si incluímos los playoffs, con 17 intercepciones, y queda claro que anotar apenas 12 puntos no es suficiente, más allá de que estaban enfrentando a la mejor defensiva de la NFL.

Esta semana el fanático de Dallas se despierta enfurecido con Prescott, dado que piensan que no vale el dinero que le pagan, y dudan si alguna vez dará ese siguiente salto de calidad.

A ellos les aviso que los mariscales no crecen en árboles y que el dinero de los contratos lo dictamina el mercado; a la vez, entiendo su frustración.

Por eso aclaro que si Aaron Rodgers estuviese dispuesto a ir a Dallas, me desprendería de Prescott en un abrir y cerrar de ojos. Pero no Derek Carr, que es un mariscal similar a Dak. Y tampoco un novato, dado que sería volver a empezar en estos momentos.

Yo tampoco sé si Prescott le dará la vuelta a la esquina eventualmente o no, pero sí se que Cooper Rush no hubiese ganado ese partido ante San Francisco, como muchos fanáticos de los Cowboys especularon tras el partido.

También se que Prescott no fue el único culpable de la derrota en Dallas.

Dalton Schultz tiene que saber las reglas al final del partido, y salir del terreno yendo hacia adelante para que se pare el reloj, y luego tiene que poner dos pies adentro del campo. Trevon Diggs dejó caer una intercepción, y también pudo quitarle el ovoide a Kittle en una recepción crucial. Brett Maher falló otro punto extra. Mike McCarthy fue excesivamente agresivo cuando no necesitaba serlo, y luego fue conservador cuando debía ser agresivo.

Pequeños detalles hacen grandes diferencias.

Aún así, entiendo que particularmente una intercepción en la zona roja rival, y el pase fallido de Prescott a Michael Gallup se lleven los reflectores.

Como siempre digo, todo se hace más grande en Dallas.

Por eso, cuando pierden, parece que se cae el mundo, y cuando ganan, aparentemente son imbatibles.

Busquemos más mesura, y tratemos de analizar objetivamente la situación.

Soy el primero en decir que no soy el mayor fan del entrenador en jefe Mike McCarthy, pero no creo que podamos decir que ha hecho un mal trabajo en Dallas hasta el momento.

Los Cowboys tuvieron campañas consecutivas con récord de 12-5, y llegaron a la Ronda de Comodín en primera instancia, y ahora a la Ronda Divisional.

¿Recuerdan otro entrenador que haya sido despedido después de un récord combinado de 24-10 en dos temporadas?

Yo no, y creo que sólo es algo que sucedería en Dallas.

Lo más cercano que recuerde es Marty Schottenheimer siendo despedido de los Chargers después de una campaña de 14-2 y de perder en playoffs ante los New England Patriots, y creo que todos podemos estar de acuerdo y decir que esa franquicia no es sinónimo de ejemplo a seguir.

A la vez entiendo que el dueño de los Cowboys, Jerry Jones, tiene 80 años, y quiere volver a ganar, pero a la vez sé que a Jones le gustan los entrenadores con personalidades dóciles, y McCarthy encaja a la perfección.

Después de todo, a Jerry se lo ve vital y todavía vocal como de costumbre.

Jones ha insistido con que McCarthy no se va a ningún lado y le creo.

Ahora bien, será una temporada baja movida en Dallas, y el equipo de los Cowboys podría lucir muy diferente el año que viene.

La baja más sensible pudiese ser el coordinador defensivo Dan Quinn, quien tiene interés de múltiples equipos para potencialmente convertirse en su próximo entrenador en jefe.

La defensiva de Dallas tiene el potencial para ser una de las mejores unidades de la NFL, y Quinn ciertamente fue fundamental en revertir las fortunas de una defensiva que era desastrosa antes de su llegada.

Y quizás Quinn no sea el único en irse, dado que al día de hoy, los Cowboys tienen 22 agentes libres.

Entre ellos, Tony Pollard, quién tristemente se lesionó, Dalton Schultz, Leighton Vander Esch, Donovan Wilson, Anthony Brown, Dante Fowler Jr., por nombrar algunos.

Como si fuera poco, Dallas no goza de una buena situación con el tope salarial actualmente, por lo cual tendrá que reestructurar varios contratos y tomar algunas decisiones difíciles.

Cuando eres un equipo tan popular, tanto los elogios como las críticas son desmedidas.

Es por eso que todavía se está hablando de manera jocosa de esa última jugada de los Cowboys, en la cual Ezekiel Elliott fue arrasado como bloqueador, y KaVontae Turpin tacleado de manera contundente apenas recibió el ovoide. Los críticos de Dallas se ríen, pero la realidad de que los Cowboys tuvieran éxito en esa jugada, eran ínfimas y el partido se perdió antes.

Esa última jugada no es el problema.

Las expectativas irreales y la incapacidad de darse cuenta que dieron un paso en la dirección indicada quizás lo sean.

A lo largo de los años, los Cowboys también han sufrido mala suerte y han estado del lado equivocado de una de las llamadas más espantosas en la historia de la NFL. Recuerdo haber estado en el lugar de los hechos comentando para ESPN Deportes Radio este encuentro de Ronda Divisional entre Cowboys y Green Bay Packers en el 2014. En aquel momento no lo podía creer, y hoy todavía no creo lo que determinaron los oficiales. Con ustedes, LA ATRAPADA QUE NO FUE DE DEZ BRYANT.

*Los equipos locales están en segundo término

POWER 2

  1. SAN FRANCISCO 49ERS

  2. CINCINNATI BENGALS

TEASER 3

Siempre he dicho que no soy fanático de los teasers, ya que vienen de la palabra tentar y son los llamados “sucker bets”, pero, a pedido de varios de los lectores, sumamos esta sección. Aquí, al tratarse de tres equipos, la línea se modifica por 6 puntos, pero debes acertar los tres para cobrar. A continuación, nombro los tres equipos con las líneas alteradas entre paréntesis.

  1. SAN FRANCISCO 49ERS (+9 y medio)

  2. CINCINNATI BENGALS (+5 y medio)

  3. UNDER 49ERS-EAGLES (51 y medio)

OVER/UNDER

A pedido de varios de los lectores, incluimos un partido de altas y de bajas para cada semana.

  1. ALTAS DE CHIEFS-BENGALS (47 y medio)

  2. BAJAS DE EAGLES-49ERS (46 y medio)

Con Línea de Apuesta:

7-3 (3-1)

Sin Línea de Apuesta:

9-1 (3-1)

Power 2 (con línea):

3-1 (1-1)

Teaser 3:

2-0 (1-0)

Altas y Bajas:

2-2 (1-1)

Opiniones o comentarios: Vía Twitter/Instagram/Facebook @SebastianMCESPN — por favor lee este aviso legal antes de enviar tu comentario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar también
horario-y-donde-ver-por-tv-el-barca-–-levante-de-la-lnfs
Deportes

Horario y dónde ver por TV el Barça – Levante de la LNFS

Actualizado a 29/01/2023 08:00 CET Barça y Levante FS protagonizan el duelo de la decimoctava jornada de la Liga Nacional de Fútbol Sala (LNFS). Los culés ejercen de vigente campeón de la competición con la intención de sumar los tres puntos. Eso sí, el conjunto azulgrana está en un momento excelente de forma, donde acumula

Leer Más >>

¿Quieres hablar con nosotros en cabina?

Nuestros Horarios en el Estudio:

9am a 11am | 12m a 1pm | 4 a 5 pm | 5 a 6pm

horario del pacifico