Categoria:

De Maquiavelo a Kissinger: La política que conocemos hoy

Autor: El Vocero de Puerto Rico

La política mundial, tal y como la conocemos hoy, ha contado con grandes personajes que han dibujado sus contornos. Sin menospreciar la aportación de todos los que han tenido a su haber así hacerlo, me arriesgo a señalar a Nicolás Bernardo de Maquiavelo —Nicolás Maquiavelo— y a Heinz Alfred Kissinger —Henry Kissinger— como los dos que con sus aportaciones han impactado en mayor grado el Mundo y por ende las ciencias políticas tal y como las conocemos hoy. Los quinientos cincuenta años de diferencia entre el nacimiento del uno y el otro son muestra de que para encontrar en la historia dos mentes tan privilegiadas e impactantes, es necesario que pasen los siglos. De manera tal, que haya tiempo suficiente para depurar las mismas y estudiar la evolución de la puesta en práctica de sus ideas, gestiones, teorías y recomendaciones.

Kissinger, judío nacido en Alemania en 1923, llegó a Estados Unidos de adolescente junto a su familia, en 1938, huyendo del régimen nazi. Durante la Segunda Guerra Mundial, se alistó en el ejército estadounidense y estuvo destacado en Europa. Estuvo a punto de estudiar ciencias duras, pero al final se inclinó por las Relaciones Internacionales, siendo egresado en dichas materias de la Universidad de Harvard. Pero muchos de los testigos de la historia hacían cuentas de verlo, aún siendo estudiante, paseándose por los pasillos de la Casa Blanca, aconsejando presidentes y asesores de presidentes. Entró oficialmente al gobierno federal de los EE. UU. primero como consejero de Seguridad Nacional y posteriormente como secretario de Estado de Richard Nixon. En ese momento le tocó atender asuntos tan delicados como la guerra de Vietnam, a la que EE. UU. había entrado oficialmente bajo la presidencia de Lyndon B. Johnson en 1965.

Entre algunos de los momentos clave en su vasta gama de aportaciones a la política mundial destacan: (1) cuando voló secretamente a Pekín en julio de 1971 en una misión para establecer relaciones con la China comunista, lo que preparó el escenario para la visita histórica de Nixon que buscaba sacudir la Guerra Fría y alistar ayuda para poner fin a la guerra de Vietnam; (2) alcanzó un alto el fuego en Vietnam en enero de 1973 a través de negociaciones en París y fue galardonado con el Premio Nobel de la Paz; (4) dedicó gran parte de su tiempo a Medio Oriente y organizó un puente aéreo masivo —la Operación Nickel Grass— asistiendo así a Israel en la Guerra del Yom Kipur en 1973; (5) luego negoció en detalle con Israel, Egipto y Siria en lo que se terminó definiendo como “diplomacia de lanzadera” y más adelante, por ende, los hasta aún vigentes Acuerdos de Camp Davis.

En 1972, Kissinger fue entrevistado extensamente por la reconocida periodista italiana Oriana Fallaci, donde este se definió como un vaquero solitario y admitió que la guerra de Vietnam era inútil para lograr un mundo económicamente global. Cuando otro periodista le preguntó cómo definía “globalización”, contestó: “exportar al resto del mundo el estilo de vida americano”, refiriéndose a la cultura liberal del proyecto de nación estadounidense. Esas expresiones no son poca cosa; la primera fase del mundo globalizado que vivimos hoy —sin pasar juicios valorativos sobre el mismo— data del periodo entre 1971 a 1978 en el que EE. UU. se encontraba atravesando una situación política y económica complicada. Nixon decidió unilateralmente la sustitución del sistema de Bretton Woods por un nuevo orden económico internacional, aprobando la conversión del dólar en una moneda fiduciaria, sin respaldo material, y la libre circulación de capitales. Más tarde, en la década de 1980, se le atribuye a Kissinger haber sido parte integral de la estrategia del clan Reagan-Thatcher, de lanzarle un farol al gobierno ruso de Gorbachov con el tema de “La Guerra de las Galaxias”, que prácticamente llevó a la bancarrota a la antigua Rusia, dando paso a la perestroika y por ende el final de la Guerra Fría tras la caída del bloque soviético.

Tras su muerte el pasado miércoles y la reflexión obligada de los cien años de vida de Kissinger, no se trata de pasar juicios valorativos de los que fueron sus aportaciones, consejos y estrategias. Como estudiante perpetuo de ciencias políticas no me toca a mí señalar si fue bueno o malo. A la larga esas valoraciones son relativas. Más, sin embargo, lo cierto es que desde Maquiavelo nadie había aportado tanto a la transformación del mundo político y por ende económico.

Recibe más información sobre esta y otras noticias. Pulsa aquí si eres usuario de Android o de iPhone.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar también
catarino-garza:-quien-fue-el-fracasado-revolucionario-de-mexico-que-murio-en-colombia-y-cuyos-restos-amlo-mando-repatriar-–-bbc-news-mundo
Mundo

Catarino Garza: quién fue el fracasado revolucionario de México que murió en Colombia y cuyos restos AMLO mandó repatriar – BBC News Mundo

Pie de foto, Catarino Garza intentó liberar a México del gobierno de Porfirio Díaz, pero fracasó en el intento. Author, Felipe Llambías Role, BBC News Mundo Twitter, @felipellambias 7 horas Es posible que sea nombrado presidente de México, capturado entre la maleza o que desaparezca por completo. Esto pensaba el periodista Richard Harding Davis a

Leer Más >>

¿Quieres hablar con nosotros en cabina?

Nuestros Horarios en el Estudio:

9am a 11am | 12m a 1pm | 4 a 5 pm | 5 a 6pm

horario del pacifico